Baba Kalpeshwar Giri. Monje hinduista

Baba Kalpeshwar Giri. 59 años. Alemania. 10 años en Beneficio

Kalpes
Baba Kalpesh construyó este templo cuando llegó, pero actualmente no lo mantiene en uso/D.C.

.

“Cómo baba tengo voto de renunciar al materialismo, pero en Beneficio hay mucha gente que también lo hace sin ser nada”

.


Baba Kalpeshwar Giri o Baba Kalpesh, cómo se hace llamar en Beneficio, no es un guiri al uso. De hecho, el término que usa de apellido no tiene nada que ver con el significado que se da en España. Por ese motivo, para evitar las bromas, prefiere ocultarlo. La palabra en cuestión proviene del sánscrito, indica montaña, y se utiliza para identificar al discípulo con su maestro espiritual.

El término baba está más relacionado con la forma de vida que lleva, semejante a la de un monje, pero en la religión hinduista. No puede casarse ni tener hijos, solo puede vestir el lungui (especie de falda de uno a dos metros) y debe renunciar al mundo material. Además muchos cumplen una especie de voto de castigo autoimpuesto, que va desde mantener la mano alzada durante años a arrastrar piedras con el pene.

Son venerados en la India casi como a dioses, pero no así en Beneficio. Aquí, sus vecinos y vecinas no aceptan ningún tipo de religión fuera del ámbito privado. Por este motivo, Baba Kalpesh vive tranquilamente junto a su compañera, Baba Montes, en una pequeña vivienda al lado izquierdo del riachuelo que atraviesa el valle. Para abastecerse, por supervivencia, venden ropa y algunos libros en el mercado de Órgiva. Y Cuando les alcanza el dinero, se acercan al Kumbha Mela, la feria más importante del hinduismo.

¿Por qué es importante un baba en el hinduismo?

La India tiene cuatro castas bien diferenciadas (sacerdotes, orden público, mercaderes y trabajadores), y una más en la que están los de abajo del todo. El baba trata de vivir de manera ajena a todo esto. No se casan, no tienen hijos, no trabajan, no participan en la sociedad. Realizan los sacramentos a los niños, en las bodas y hacia la muerte. Realizan bendiciones para que un negocio funcione, a cambio solo de una donación. Tratan de hacer de mediadores entre todas las castas. Para ello, proponen el sistema Dharma. Luego también, son los encargados de defender el territorio ante amenazas exteriores.

Dharma.

Sí, se escribe con una “h”, porque en sánscrito hay cuatro “des”. El Dharma es el sistema en donde habría menos conflicto, porque los cuatro grupos tendrían que compartir el poder. Para defender los derechos de los trabajadores y de los pobres, sobre todo. Se les considera que tienen menos valor y esto no es así. Los pobres tienen el mismo valor que los ricos, solo por haber sobrevivido. Los babas no creen en el “mito de la amistad”, en amigos o enemigos. Cada persona que encuentran la quieren y la respetan por lo que es. No quieren cambiar su vida.

“Los babas tratan de hacer de mediadores entre las castas en India a través del Dharma, un sistema en el que tendrían que compartir el poder”

¿Cómo llegó usted, desde Alemania, a ser un baba?

En Alemania, a diferencia de aquí, hay muchas personas que viajan cada año a la India. Cuando yo fui, la primera vez que vi un baba ya flipé. Me contaron que en mi vida de antes, porque nosotros creemos en la reencarnación, también fui un baba y me mataron unos extranjeros. Por ese motivo decidí nacer en otro país. Hay babas italianos, alemanes, algún ruso… pero nadie quiere ser inglés. Son los conquistadores que han traído el mal rollo a la India. Los trenes, la civilización, la tecnología que ha jodido la espiritualidad. Los que han traído el materialismo y las armas de fuego, que en este país no se usaban.

¿Qué le trajo a Beneficio?

Siendo un baba, es más fácil vivir en una comunidad como Beneficio que en un pueblo normal, como Órgiva, porque normalmente la gente aquí tiende a ser más respetuosa o más tolerante. Son gente que también ha salido de las normas de la sociedad. Pero no significa eso que los babas sean más queridos aquí. Hay mucha gente que habla mal de los babas. Piensan que buscamos un privilegio, ser líderes o algo así. Yo no quiero ser alcalde de nadie. Doy bendiciones a veces y funcionan, pero no me dan donaciones, me invitan a fumar si no tengo nada. Yo tengo un voto de renunciar al mundo material pero aquí en Beneficio hay mucha gente que tiene este voto sin ser nada.

“Algunos en Beneficio piensan que los babas buscamos privilegios, ser líderes o algo así,  y yo no quiero ser alcalde de nadie”

En Alemania y en la India sí que ejercía.

Si claro. En la India, cuando me ven se acercan a mí, no solo por la ropa, también por mi comportamiento. Me dan donaciones, me apuntan y en seguida me quieren construir un templo para que dé bendiciones a su pueblo. En la India, por ejemplo, nunca necesito dormir en un hotel. Un baba puede dormir siempre en el templo. Te invitan a comer, es como una virtud religiosa invitar a un baba a comer, y te dan una donación de dinero.

Luego, en Alemania, hay muchos indios que están a punto de perder su religión porque una vez llegado empiezan a tomar alcohol, a comer carne… los hindúes son vegetarianos y no beben. Entonces, si ven a un baba recuerdan su religión y dejan otra vez de comer carne. Ver que su religión ha llegado a estos países les impresiona. Dejar de beber ya es más complicado, porque el alcohol es una adicción que no vea, pero vuelven a vivir de una manera más espiritual y a creer en su mismo dios, con el que habían perdido la conexión. Yo tenía ese papel en Alemania.

mercado
Los jueves y domingos, Baba Kalpesh y Baba Montes ofrecen sus productos  en Órgiva/D.C.

¿Es diferente la forma de entender a dios en India que aquí?

Sí, porque aquí solo hay un dios, que tiene el monopolio, y todo lo demás es mentira. Eso en India no existe. También existe, de alguna manera, pero no tan rígido como aquí. En India se acepta que cada uno tenga su dios, y no es una contradicción, porque cada uno cree que su dios es único. Cree en ese dios y todos agradecen que el dios del otro no sea la misma imagen. Unos creen que es un hombre, otros que es una mujer, pero también los hay que creen que es un mono, un ciervo, un pez o cualquier otro animal. Se puede ver a dios en todo. Aquí mucha gente ve un dios como un humano evolucionado. En India no es así, está mucho más allá, en otra dimensión. Y nadie dice: ¡solo mi dios existe y el tuyo es mentira! Cada uno agradece que el otro tenga la imagen de su dios, y le permite adorarlo como quiera.

“En la sociedad occidental se ve a dios como un ser humano evolucionado. En India está mucho mas allá, en otra dimensión” 

¿Qué beneficios cree que aportaría esta forma de entender el mundo a la sociedad occidental?

Beneficio tiene sus raíces en la creencia rainbow…

Ah… no, perdone. Me refería a “beneficio”, la palabra.

Ah, vale, vale. Yo creo que a la sociedad occidental le falta la conexión con la espiritualidad. Qué hay una ruptura con la iglesia, porque mucha gente considera mal lo que hizo la iglesia en siglos pasados. Sí son cristianos pero no son muy creyentes. Usan a dios para maldecir más que para otra cosa. Los babas pueden hacer que crezca otra vez una espiritualidad que haga ver que el poder no está con el dinero. Que el poder espiritual es más potente que el poder material. Esto es algo que en India se está perdiendo, al mismo tiempo que aquí está creciendo porque la gente está harta del materialismo.

¿Le gustaría mandar un mensaje para el mundo?

Que el amor es lo más importante, junto a la luz interior. La envidia jode el mundo. Por eso es un mundo de conflictos. Y hay que evitarlos. Hablar mal de los demás no sirve para crecer espiritualmente. Hay que superar el enemigo interior. Buscar amistad y alegría dentro de nosotros mismos. Alegría sin causa, como la luz de una vela o la luz del sol.

Categorías:Entrevistas

2 Comments